El Triunfo de las redes sociales.

El Triunfo de las redes sociales: El engaño detrás de la pantalla.


Sociedad_Digital

En esta década la producción tecnológica ha aumentado, las pantallas se han multiplicado. Ahora a través de la PC, laptop, Tablet, celular o Smart TV, (como principales), se puede tener acceso a la gran red. Han surgido nuevos navegadores y buscadores, así como también miles de nuevas aplicaciones, entre la infinidad de estas, las que se vuelven más populares y con millones de descargas son las “redes sociales”, (también los juegos son populares, pero si se sube de nivel o se tiene un buen puntaje es posible compartirlo en las redes sociales, permitiendo que los contactos comenten o le den like). En México la red social con mayor número de usuarios es Facebook, la pregunta es ¿por qué las redes sociales han adquirido tal relevancia en la vida diaria?


El engaño detrás de la pantalla facebook twitter instagram


Zygmunt Bauman, reconocido sociólogo, en una entrevista realizada por el diario El País, da su punto de vista acerca del fenómeno de las redes sociales, afirmando que “la red te pertenece a ti. Puedes añadir amigos y puedes borrarlos, controlas a la gente con la que te relacionadas” (Bauman, 2016). El punto fuerte de la red social es que otorga el control total sobre los contactos, publicaciones, contenido, en fin, sobre el mundo virtual, a cambio de información personal; el poder otorgado llega a ser adictivo, una persona puede tener la cantidad de perfiles que desee por lo que surgen los problemas como: robo de identidad o perfiles falsos, y ya que el usuario tiene el control total, cuenta con las herramientas para proyectar una imagen deseada, dando vida a una nueva persona en el mundo virtual.


Tal vez el control sobre el mundo virtual que otorga la red social es adictivo, entonces por qué conformarse con un perfil y por qué éste debe ser real, cuando se puede ser una estrella Pop. “La relativa privacidad y anonimato que pueden otorgar las redes sociales ha permitido a muchas personas crear un alter ego virtual, oculto detrás de las pantallas. Nuestra conducta en línea no necesariamente reflejan nuestros auténticas actitudes y personalidad en la vida real (Alonso & Sifuentes, 2014, 56), así la interacción social se vuelve incierta en la red, convirtiéndose en un serio problema, donde los usuarios pueden estar ante un engaño o estafa. Incluso en Norteamérica se hace el programa CatFish de MTV, en el cual se ayuda a usuarios de redes sociales a contactarse en la vida real con el novi@ de la red social, trágicamente no se encuentra al amor, sino una maraña de mentiras desde la red social (en la mayoría de los episodios).

El programa deja ver la facilidad de engañar, pues si se puede falsificar una vida, también las emociones, y esto a mi parecer es otro punto fuerte para la aceptación y proliferación de las redes sociales, la facilidad de engañar y transmitir emociones. Claro en persona el engaño está presente y la manipulación de emociones también, pero estás en la red social se facilitan al permitir crear una vida falsa y transmitir emociones de manera más sencilla.

Las redes sociales permiten buscar el amor, pero éste se torna simple y fugaz, lo que en décadas atrás era un ritual de cortejo, que tardaba meses o años,  (esquemáticamente el cortejo eran llamadas, citas, compartir momentos cara a cara, e infinidad de otros actos presenciales)  la red social permite acortar el tiempo de meses a semanas y el ritual de cortejo tiene su base en los mensajes de texto y voz e incluso las citas y momentos cara a cara no son necesarias, como las parejas que aparecen en el programa CatFish donde hay una relación amorosa sin haber convivido físicamente con la otra persona y sin conocer su apariencia real.

En estas relaciones amorosas no hay un compromiso completo, la relación puede acabar de un día a otro, sólo con eliminar o bloquear a la otra persona al fin de cuentas hay demasiados usuarios y redes sociales. Otro punto relacionado con el triunfo de las redes sociales en el aspecto emocional, es obtener popularidad y dejar de estar solo. En el contexto actual la desconfianza en las instituciones, la desintegración social y la individualización han hecho a las personas en seres solitari@s, por ello Gilles Lipovetsky la llama “La era del vacío”. Bauman ve la red social como un refugio, pero al mismo tiempo una trampa, la red social genera confort a través del like; en Twitter e Instagram utilizan el símbolo de un corazón para que los usuarios indiquen las publicaciones que les gustan, el corazón como símbolo representa el amor, así que entre más corazones tenga una publicación más amor recibe el usuario, he aquí el refugio de la soledad, los corazones son la atención que se recibe, y estos sustituyen o aminoran la soledad.

Bauman dice: “La gente se siente un poco mejor porque la soledad es la gran amenaza en estos tiempos de individualización. Pero en las redes es tan fácil añadir amigos o borrarlos que no necesitas habilidades sociales”. (Bauman, 20016), por lo que recibir un corazón es una señal de no estar solo, pero esos corazones no se comparan con el real que dota de vida al ser humano, ni al metafórico que se refiere al amor, en cambio  estos son mecánicos y sin alma, para autómatas no para humanos. Las redes sociales han copiado el símbolo del amor para tener un impacto más emocional, y así las redes sociales han triunfado, dotando al usuario de poder y control, con la capacidad de crear una nueva vida y tener cientos de identidades para combatir la soledad.

el invento más estúpido el selfie stick
como dato 

El Triunfo de las redes sociales aumentar el ego en facebook

adicción a las redes sociales y celulares


Referencias.

Alonso, A. & Sifuentes, G. (2014, Noviembre). “Atrapados en las redes”. Muy interesante, # 11,  pp. 54-64.
Querol, R. (Enero 9, 2016). “Zygmunt Bauman: Las redes sociales son una trampa”. Abril 18, 2016, de elpais.com Sitio web: cultura.elpais.com/cultura/2015/12/30/babelia/1451504427_675885.html

Vive libre, Vive bien. Elra :)

El Ra

Soy un ciudadano como tú. Camino por las calles para ir al trabajo y a la escuela, mirando las obras artísticas de los que intervienen gráficamente la autómata y gris ciudad. El arte quizá no salvará al mundo ni cambiará los males que aquejan a la población, pero si nos regala momentos de reflexión, con un encriptado mensaje promoverá un bien común, y nos sacará de la monotonía y grises ciudades. Paz y Larga vida.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Hey no te olvides de comentar y compartirlo en tus redes sociales.
Paz y larga vida!